Aullido a las ocho de la mañana

Hoy tuve mi cita con la dentista para una limpieza de rutina. Su oficina no está para nada lejos de casa, pero por lo menos me toma unos 10 minutos caminando. Mi cita era a las 8am (de lo cual contaré después en qué relajo me he metido con las citas). Iba caminando rumbo a la cita y pasé por la Christuskirche, una iglesia que está a cuadras de casa. Aquí se escuchan campanadas cada media hora, y cuando es la hora las campanas suenan por 15 minutos, especialmente cuando es llamada a misa (9/10am o 6/7pm, diario o en fines de semana, o cuando me doy cuenta y pongo atención). Total que iba pasando por allí y ya eran claramente las 8 (o sea, iba tarde, muuuy tarde para Alemania) y las campanas suenen y suenen. Pero iban pasando por allí un señor con su perro, y el perro empezó a aullar. Qué bella escena. El aullando hasta la última campanada seguida de un aullido más largo y con sentimiento puro. Después ambos siguieron su camino.

Mis citas últimamente no han sido muy puntuales que digamos. No sé si soy yo, mi clara dificultad (aún después de dos años) con el idioma, mi teléfono y el registro en el calendario o simplemente el sistema de los consultorios. Pero es la tercera vez que me pasa. Primero fue la semana pasada con el neumólogo. Yo tenía apuntado que mi cita era el jueves a las 8am. Llego y me dicen que era el lunes.  Me pasan de todas maneras porque era revisión rápida y no tardé ni 10 minutos (contando espera y espirometría). Luego ese mismo día en mi teléfono tenía que a las 10am tenía limpieza (la cita de hoy) con la dentista. Llego y me dicen que era el día anterior (miércoles). Ya a ese punto estoy que no lo puedo creer y empiezo a dudar de mi entendimiento a mi tercer idioma. Dos veces en un día es demasiada coincidencia. Así que me sacan otra cita y es muy común aquí que te den un papelito con la fecha y hora para la siguiente cita a menos que hagas la cita por teléfono. Esta vez confío en el papelito y registro mi cita en el teléfono a las 8am de hoy.

Llego hoy, sí unos 5 minutos tarde, y me dicen que mi cita era el miércoles pasado. No lo puedo creer… le explico lo que pasó la semana pasada y me pasan a limpieza. Y antes de empezar, la señorita que me hará la limpieza me pregunta si tenía cita, le explico nuevamente lo que pasó. Qué incómodo! Me considero una persona que TRATA de ser puntual. Sé que muchas veces no lo soy porque siempre ando corriendo. Pero nunca confundo fechas, hasta ahora. No sé, ahora no dudo de mi alemán o de mi teléfono. Ahora dudo del personal y de sus sistema.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s